Estudiantes y egresados de Derecho deben manejar las TIC

  • Programas computacionales gratuitos son actualizados constantemente para garantizar su calidad: Manuel Martínez
  • En Veracruz egresan de cuatro a cinco mil abogados, y muchos de ellos lo único que saben usar es Word y PowerPoint: Marisol Luna

 

Asistentes a la mesa de discusión “Ciencias sociales, administración y derecho”

Carlos Hugo Hermida Rosales

Xalapa, Ver., 19/02/2017.- El valor real del software libre va más allá de lo económico, ya que representa una propuesta social y ética y no por ser gratuito debe ser de mala calidad, afirmó Manuel Ignacio Martínez Acuña, académico de la Facultad de Ciencias Administrativas y Sociales (FCAS) de la Universidad Veracruzana (UV), durante su participación en la mesa de discusión “Ciencias sociales, administración y derecho”.

En este evento, efectuado el 13 y 14 de febrero en la Facultad de Pedagogía, también participó Marisol Luna Leal, coordinadora de la Maestría en Derecho Constitucional de la UV, como parte de la Jornada de Discusión “Las TIC y las disciplinas académicas”.

Manuel Martínez relató que las aplicaciones de software libre son creadas por desarrolladores con la convicción de que los programas computacionales deben ser de libre acceso para todas las personas, y no sólo para aquellos que puedan pagar una licencia.

Comentó que quienes se encargan de desarrollarlo invierten mucho de su tiempo y sus conocimientos para que el resultado final sea un producto de calidad; incluso, lo renuevan y actualizan constantemente.

El académico compartió que dentro de la FCAS los docentes hacen uso de software libre para enseñar a sus estudiantes a realizar diversas tareas como el modelado de animación, manipulación de fotografías, creación de logotipos y revelado digital. Ejemplos de estos programas son Darktable y Blender, por citar algunos.

El objetivo de esta acción es inculcar en los alumnos la filosofía de que este software es utilizable; muchos de ellos realizan sus actividades académicas con estos programas y después pasan a utilizar software comercial si llegan a requerirlo en su ámbito laboral.

Manuel Martínez y Marisol Luna

Abogados deben dominar las TIC

Marisol Luna narró que en el país existen aproximadamente dos mil escuelas de derecho, tan sólo en el estado de Veracruz anualmente egresan de cuatro a cinco mil abogados, y muchos de ellos el único acercamiento que tienen con las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) es crear documentos en Word y presentaciones en PowerPoint.

Mencionó que en el ramo del derecho es común que los profesores formen a sus estudiantes de una manera poco cerrada en cuanto a las TIC, debido a que muchos de ellos no son nativos digitales e intentan hacer uso de la tecnología sin que exista un saber profundo de aquello que desean transmitir.

Manifestó que la mayoría de las veces los estudiantes no adquieren en el aula competencias y habilidades sobre el uso de la tecnología, sino en actividades extraescolares o incluso ya al egresar,  dentro de su ejercicio profesional; enfatizó que el dominio de las TIC es indispensable en el desempeño de los abogados.

“Por poner un ejemplo, un profesional del derecho que lleva un litigio estratégico en materia de derechos humanos, necesita de las TIC para investigar el bullying en redes sociales y el entorno que rodea a éste”, comentó.

Posteriormente la catedrática enunció que es notoria la diferencia entre quienes cursan la Licenciatura en Derecho dentro de una universidad pública y quienes lo hacen en una privada, ya que mientras a los primeros los forman para litigar dentro del ramo civil, penal y mercantil, los segundos también reciben preparación para desempeñarse en otros ramos como el administrativo, fiscal y medioambiental.

“No es lo mismo estar en la barandilla de una fiscalía que interponer un recurso por excedente de impuestos cobrados a una empresa”, expresó Marisol Luna, por lo que en su opinión a los estudiantes de universidades públicas se les debe vincular con el manejo de expedientes, el análisis de jurisprudencia e incluso realizar con ellos prácticas innovadoras como análisis de videos y películas, y visitas a instituciones como la Corte Interamericana de Derechos Humanos.